" Los Isrealitas atravesaron el Jordan y se establecieron en la tierra prometida en su ultimo campamento al final del exodo (Campamento No. 42), lo cual nos indica simbolicamente la libertad y conquista a la que esta llamada la iglesia al salir de la religión a una vida de libertad, en una relación directa, vital y real con Cristo Jesús, Cristo es símbolo de la tierra promedita y la herencia de los hijos de Dios. En el evangelio de Mateo cap. 1 vers. 1-17, las Escrituras nos hablan de 41 generaciones desde Abraham hasta Jesus, correspondiendo la 42ava generación a la del Cristo; la generación de aquellos que han nacido de nuevo, los redimidos bajo la sangre y la vida de El, como primicias de una nueva generación".
Saludo cordial estimado visitante.
Esperamos que através de este Blog seas motivado a caminar en pos de la Verdad y asi puedas identificar el engaño de la Religión (Religión es el intento de hacer lo correcto sin antes haber recibido una transformación interior). En el mejor de los casos la Religión solo puede controlar o modificar el comportamiento externo de una persona, la Verdad transforma el interior por el poder de Dios.

22 de marzo de 2013

LA BATALLA ES DEL SEÑOR


George Warnock

En este gran conflicto que se levanta entre las fuerzas del bien y del mal, debemos entender el patrón de guerra tan simple que Dios ha enviado en Su Palabra para el triunfo final del pueblo de Dios. Y debemos estar seguros de que la “batalla es del SEÑOR” y no nuestra. Dejar de ver y de entender algunos de estos principios simples solo podrá llevar a una frustración y perplejidad prolongadas al buscar frenar la inundación de iniquidad que se ha desatado sobre el pueblo de Dios.

La iglesia de Jesucristo ha estado demasiado tiempo a la defensiva. De hecho, la victoria para el pueblo de Dios generalmente se ha visto desde un punto de vista negativo, incluso a los pensadores positivos de la Iglesia. Simplemente que sepas como ahuyentar el ataque del Enemigo… simplemente que sepas guardar lo tuyo… descubre como ser sanado de alguna enfermedad física o recuperarte de algún revés espiritual. Muy bien. Pero llega la hora en que Dios va a movilizar a Su ejército para una arremetida final y decisiva sobre las puertas del infierno, para que Su Iglesia pueda levantarse en la batalla con una victoria y triunfo totales.

Deberíamos decir... que la batalla venidera es la final, porque la batalla decisiva ya ha sido batallada y vencida. Cuando Jesús murió en la Cruz, ahí y en ese momento “Él despojó a los principados y a las potestades, los exhibió públicamente, triunfando sobre ellos en la cruz.” (Col. 2:15). Era allí en la Cruz donde Cristo, “por su muerte”, destruiría a aquel que “tenía el poder de la muerte, es decir, al diablo” (Heb. 2:14).

Pero la batalla de que hablamos es la batalla final… el día y la hora en que Dios ejecutará la sentencia que fue aprobada en la Cruz, y aplastará a las huestes de maldad bajo nuestros pies:

“El Dios de paz aplastará pronto a Satanás debajo de vuestros pies.” (Rom. 16:20).

 Quienes Sois? - George Warnock
"Consuelo para los que están en este mundo, pero que no son de este mundo, y por tanto, son odiados y están cansados de él, es que no estarán para siempre en el mundo, ni por mucho tiempo más"
Matthew Henry