" Los Isrealitas atravesaron el Jordan y se establecieron en la tierra prometida en su ultimo campamento (Campamento No. 42) al final del exodo , lo cual nos indica simbolicamente la libertad y conquista a la que esta llamada la iglesia al salir de la religión a una vida de libertad, en una relación directa, vital y real con Cristo Jesús; Cristo es símbolo de la tierra promedita y la herencia de los hijos de Dios.

3 de diciembre de 2014

EL PAPEL DE LA CONCIENCIA


Estephen E. Jones

El núcleo del cristianismo bíblico es su presentación de la obra de Cristo en la cruz -Su sangre- como la única manera de lidiar con el pecado. Todo lo demás es una hoja de parra. "Sin derramamiento de sangre no se hace remisión" ( Heb. 09:22 ). La sangre se ocupa del pecado. Las hojas de higuera intentan de hacer frente a la consciencia del pecado para aliviar la conciencia y para hacernos sentir mejor con nosotros mismos sin tener que lidiar con el pecado. Las hojas de higuera son una respuesta del alma a un problema espiritual.

Cuando Adán pecó, él tomó consciencia de su desnudez. Pero su sensibilidad (conciencia) de estar desnudo no era el problema, sólo le informaba que tenía un problema. En lugar de tratar con el pecado mismo, se refería únicamente a su desnudez. La desnudez fue el resultado, no la causa de su problema. Él estaba tratando con los síntomas.

Hay otras maneras incorrectas en que Adán podría haber tratado su problema de desnudez. Ya que las hojas de higuera tienden a desgastarse rápidamente, una solución más permanente para Adán y Eva hubiera sido arrancarse sus ojos. Esto habría resuelto su problema de forma permanente. ¿Cierto?

Cualquier persona que pone su confianza en una hoja de parra no es justificado por la fe en la sangre del Cordero, porque se basa en las obras carnales del alma y métodos que no son forma de lidiar con el problema de Dios. Los que hacen de la conciencia el pecado están haciendo de la desnudez el problema, más que del pecado que causó la desnudez.

Esos maestros de la Biblia que hacen esto están enseñando otro evangelio, y la verdad no está en ellos. Son incrédulos.

Babilonia - Estephen E. Jones

No hay comentarios:

La santidad es la obra del Espíritu Santo en nosotros, separándonos del amor del mundo. La santidad es un cambio de naturaleza desde dentro como resultado de la obra de Dios en nosotros. No es lo que hacemos externamente, sino quienes somos por dentro, lo que importa a Dios.

"Consuelo para los que están en este mundo, pero que no son de este mundo, y por tanto, son odiados y están cansados de él, es que no estarán para siempre en el mundo, ni por mucho tiempo más"
Matthew Henry